viernes, 22 de noviembre de 2019

Rehabilitación tras una Fractura de Muñeca, Mano y Dedos

La mano y la muñeca contienen muchos huesos pequeños y es posible experimentar una fractura en la mano, la muñeca o el dedo y no ser consciente de ello. son muy frecuentes en adultos, constituyendo una de cada seis fracturas que ocurren en los adultos y, son típicamente el resultado de un trauma y pueden presentarse como simples y no desplazadas, o pueden presentarse como fracturas complejas que necesitan reparación quirúrgica y requieren rehabilitación posquirúrgica.

Las lesiones especificas de la mano comprenden:
  1. Fracturas de los huesos de la muñeca (carpos: fracturas del escafoides y fractura del gancho, radio distal y cúbito)
  2. Fracturas de los huesos de la palma de la mano (metacarpianos)
  3. Fracturas de los huesos del pulgar y los dedos de la mano (falanges).
  4. Otras lesiones de la mano:roturas de ligamentos (llamadas esguinces o desgarros), luxaciones articulares (los huesos pueden deslizarse fuera de su posición).
Para que la mano funcione con normalidad, deben trabajar juntos muchos músculos, tendones, ligamentos y huesos. Por lo tanto, fracturas aparentemente menores pueden lesionar gravemente las partes blandas. Si estas lesiones no se tratan adecuadamente, las articulaciones pueden llegar a ser rígidas, débiles, o permanentemente deformadas, incapacitando severamente al paciente.
  1. Fracturas de la muñeca:
Las fracturas de muñeca pueden implicar al extremo inferior de uno o de ambos huesos del antebrazo (cúbito o radio) o, con menos frecuencia, a un hueso de la base de la mano. Las fracturas de la muñeca incluyen:
  • Fractura de Colles: la muñeca se fractura cuando el sujeto se cae sobre la mano extendida, con la muñeca doblada hacia atrás. El radio se fractura cerca de la muñeca, y su extremo se desplaza hacia arriba, hacia la parte posterior de la mano.
  • Fractura de Smith: la muñeca se fractura cuando el sujeto se cae con la mano doblada hacia adelante. El extremo roto del radio se desplaza hacia abajo, hacia el lado de la palma de la mano.
  • Fracturas del escafoides (navicular): Las fracturas del escafoides suelen ser el resultado de una hiperextensión de la muñeca, en general durante una caída sobre una mano hiperextendida. Pueden interrumpir el suministro de sangre al escafoides proximal. La osteonecrosis es por lo tanto una complicación frecuente, incluso cuando el cuidado inicial es óptimo, y puede producir una artritis degenerativa incapacitante de la muñeca.
  1. Fracturas de los huesos de la palma de la mano:
Esta condición es una fractura, o ruptura, de uno o más de los huesos metacarpianos de la mano. La fractura puede no estar desplazada, en la que los huesos permanecen alineados, o desplazados, en los que los extremos fracturados cambian de alineación. Sin un tratamiento adecuado, los huesos pueden no sanar correctamente. Esto puede resultar en una alineación incorrecta de los dedos, lo que conduce a una mala función de la mano.
Este tipo de lesión es causado más a menudo por trauma directo a la mano. Punching otro objeto, un golpe fuerte a la mano, una caída, o una lesión de torsión o aplastante pueden causar una fractura metacarpiana de la mano. Un escenario común es un joven macho dañando el metacarpiano del dedo meñique durante una pelea. Si la ruptura se produce al final del hueso más cercano al nudillo, esto se llama fractura de un boxeador.
  1. Fracturas de dedo (falangea):
La estabilización de una fractura de dedo (falange) es crucial para el inicio de ejercicios de rehabilitación tempranos y efectivos para restaurar la función de la articulación del dedo. Su plan de terapia dependerá de la ubicación de la fractura a lo largo del dedo, el tipo y la gravedad de la fractura, y si la cirugía fue necesaria para la reparación. Los síntomas de fracturas de los dedos incluyen hinchazón, sensibilidad o dolor, deformidad del dedo y / o dificultad o incapacidad para mover un dedo.

La terapia puede incluir ejercicios activos de rango de movimiento, ejercicios de bloqueo articular y ejercicios activos de deslizamiento del tendón en férulas protectoras de bloqueo. Si la fractura de su dedo requiere cirugía, nuestros terapeutas de manos permanecerán en comunicación constante con su cirujano para determinar sus necesidades de terapia para restaurar el rango de movimiento y la función de la mano.

Causas:

Las causas mas comunes de una muñeca fracturada son las siguientes:
  • Caídas. Caerse sobre la mano extendida es una de las causas más frecuentes de una fractura de muñeca.
  • Lesiones deportivas. Muchas fracturas de muñeca se producen durante la práctica de deportes de contacto o de deportes en los que podrías caerte sobre la mano extendida, como el esquí en línea o el snowboarding.
  • Accidentes en vehículos motorizados. Los accidentes en vehículos motorizados pueden provocar la fractura de los huesos de la muñeca, a veces, en muchas partes, lo que suele requerir una reparación quirúrgica.

Síntomas:

Una muñeca fracturada puede causar los siguientes signos y síntomas:
  • Dolor intenso que podría empeorar si se sujetan o aprietan cosas o si se mueve la mano o la muñeca
  • Inflamación (Hinchazón)
  • Sensibilidad
  • Hematomas
  • Rigidez que limitan el movimiento.
  • Deformidad obvia, como una muñeca torcida

Diagnóstico:

A veces el médico puede diagnosticar una fractura de la mano durante la exploración. Antes del examen, puede inyectar un anestésico local en la zona. De lo contrario, el examen podría ser demasiado doloroso. Para confirmar la fractura o lesión suele ser necesario:
  • Evaluación médica
  • Radiografía
  • En ciertos casos, tomografía computarizada (TC) o resonancia magnética nuclear (RMN).
  • Si una persona cree que puede haberse fracturado la mano, debe acudir al médico. 

Tratamiento / Rehabilitación:

Una vez diagnosticada, muchas veces requiere reducción urgente y después el tratamiento definitivo, que puede ser conservador (inmovilización con vendajes o yeso) o quirúrgico (mediante placas, fijador externo y/o agujas de Kirschner).
En caso de sospecha de osteoporosis habrá que estudiar al paciente mediante densitometría ósea y analítica.
Tras la inmovilización (que puede durar hasta 6 semanas en algunos casos), es necesaria la rehabilitación dirigida.
  1. Ejercicicos de calentamiento:
  • Levante el brazo y bájelo suave-mente. (Repita esto unas 5 veces)
  • Extienda el codo y dóblelo. (ciclo de 5 veces)


  1. Flexo-extensión de muñeca:
  • Dentro del agua tibia puede comenzar los ejercicios de flexo-extensión de muñeca.
  • Repita 5-10 veces.
  • Después pase a agua fría y descanse 1 minuto.

  1. Desviación cubital - Radial:
  • Dentro del agua tibia puede comenzar los ejercicios de desviación cubital-radial.
  • Repita 5-10 veces.
  • Después pase a agua fría y descanse 1 minuto.

  1. Extensión - Flexión dedos:
  • Dentro del agua tibia extienda la mano separando los dedos para flexionarlos después cerrando el puño.
  • Repita 5-20 veces.
  • Después pase a agua fría y descanse 1 minuto.


  1. Rotación de muñeca:
  • Dentro del agua tibia realice rotaciones de muñeca en ambos sentidos. Repita 10 veces.
  • Después pase a agua fría y descanse 1 minuto.


  1. Contar dedos:
  • Fuera del agua, comience con los ejercicios en seco.
  • Cuente los dedos juntando pulgar-índice, pulgar-corazón, pulgar-anular y pulgar-meñique.
  • Repita 10 veces.




  1. Ejercicios con pelota y goma elastica:
  • Apriete una pelota blanda que quepa cómodamente en su mano.
  • Repita 10 veces.




  1. Potenciación de la mano: 

Para conseguir fuerza nuevamente en la mano, debemos cerrar lentamente la misma todo lo que sea posible hasta lograr “hacer puño”. Se puede utilizar una pelota blanda de goma o un globo lleno de harina o arroz, para apretarlo de vez en cuando.



  1. Potenciar presión distal fina y gruesa:


  1. Baño de contraste:
  • Prepare baños de contraste.
  • En una palangana ponga agua tibia y en otra, agua fría.
  • Puede añadir Panreumol al agua tibia (ver instrucciones) o usar también un aparato de parafina.
  • Tras 4 minutos en agua tibia puede pasar a agua fría durante 1 minuto.
  • Esto actúa como anti-inflamatorio y reduce las molestias.

Finalmente se puede repetir todos los ejercicios en seco.
Según la fase de la rehabilitación en la que estemos y los consejos de nuestro médico podemos progresar más el movimiento (balance articular) e incluso ayudarnos suavemente con la otra mano.
+++
Es necesario evitar coger pesos con esa mano al menos durante un mes tras la fractura.

Recordar que menudo, si no se trata la fractura la mano permanece deforme y no puede funcionar normalmente. Por lo tanto, el médico manipula la mano para volver a colocar los huesos en su posición normal (reducción) y luego inmoviliza la mano para que puedan consolidar normalmente.

Complicaciones:

Las complicaciones de una fractura de muñeca son poco comunes, pero pueden incluir las siguientes:
  • Rigidez, dolor o discapacidad continuos. La rigidez, el dolor o la molestia en la zona afectada generalmente desaparecen después de que te retiran el yeso o después de la cirugía. Sin embargo, algunas personas tienen rigidez o dolor de forma permanente. Sé paciente con tu recuperación y habla con el médico sobre los ejercicios que podrían ayudarte o para obtener una derivación para realizar terapia física u ocupacional.
  • Osteoartritis. Las fracturas que se extienden dentro de una articulación pueden causar artritis años más tarde. Si la muñeca comienza a doler o inflamarse mucho después de un descanso, consulta a tu médico para que te realice una evaluación.
  • Daño a los nervios o vasos sanguíneos. El traumatismo de muñeca puede lesionar nervios y vasos sanguíneos adyacentes. Busca atención inmediata si experimentas entumecimiento o problemas de circulación.

+ Leidos

Temas Enfermeria

Derechos reservados por ATENSALUD - Enfermeria Geriatrica y Socio-sanitaria © 2010-2017
Powered By Blogger , Diseñado por ATENSALUD

Actualización por E-mail
Recibe información de www.atensalud